CHARLI TIENE UNA PESADILLA

CHARLI TIENE UNA PESADILLA
ILUSTRACIÓN DE CHARLI Y EL COFRE DEL TESORO

sábado, 8 de febrero de 2014

LA GUERRA DE LOS PÁJAROS

Había una vez dos pájaros que eran enemigos. Se pelearon durante mucho tiempo hasta que murieron, y sus padres los encontraron. De la rabia también terminaron peleándose.
Así pasó mucho tiempo, hasta que unos descendientes de aquellos pájaros pensaron en cuál era la raíz de aquella terrible pelea. No se acordaban ya de ella, así que decidieron dejar de pelearse y ser amigos.
Nosotros, los humanos, deberíamos aprender de estos pájaros y dejar las diferencias atrás.
Mario Pérez Hurtado. 10 años. 5º A. Colegio Miguel Hernández. Crevillent (Alicante)

7 comentarios:

  1. Con este cuento finalizamos la serie "pájaros", cuyos protagonistas han sido los niños y niñas del curso de escritura creativa que imparto en Crevillent. Ha sido un buen ejercicio para ellos, han disfrutado al ver sus cuentos publicados y, sobre todo, al saber que han sido leídos y con mucho éxito. Ellos seguirán esforzándose para sacar todo ese talento que llevan dentro. Ya tendrán oportunidad de demostrarlo.
    Y a vosotros, a los que habéis pasado por aquí para leer y comentar, os doy las gracias.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu enseñanza, los niños están muy contentos con el curso de escritura creativa, y deseando repetir la experiencia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra saberlo, yo también disfruto mucho con ellos. Gracias.

      Eliminar
  3. Qué bueno, Mario. Cuántas familias arrastran rencillas y odios de generación en generación sin saber exactamente por qué, solo porque el rencor se hereda. Si hicieran como esos pájaros...
    Felicidades por tu cuento.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas veces deberíamos tomar como ejemplo a los animales. Gracias por comentar.

      Eliminar
  4. Mis felicitaciones para Mario por traernos estos pájaros conciliadores. Por fortuna esta úlltima generación ha descubierto que en las guerras pierden todos.

    Maribel, ha sido un placer volar con la imaginación de los niños y niñas del curso de escritura creativa que impartes en Crevillent. Les deseo que no dejen de generar ilusión e imaginación para seguir construyendo cada vez mejores trabajos. Se intuye que hay talento y están en las manos de una muy buena profesora para ayudarles a que lo vayan desarrollando.

    Gracias Maribel por habernos hecho participes de esta labor educativa y creativa que estás llevando a cabo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti, Alicia, por seguir los trabajos de los niños desde el principio, leerlos y comentarlos con tanta sabiduría.

      Un abrazo.

      Eliminar